jueves, 27 de febrero de 2014

Fubillons, una joyita escondida y un casi Punta de Maristás.

Jueves, 20 de Febrero de 2014 

Tozal de Fubillons o Escubillons + Punta Maristás (casi).



Tras casi un mes de mal tiempo y eventos familiares, tenía un mono tremendo, asi que cuando por fin dan bueno y tengo posibilidad de escaparme, no lo dudo, y eso que la propuesta no era "facilona "... ya me dijo Julio que esta era una de las "gordas"!!! vaya que sí!!!!


Venzo la pereza, y arranco un largo viaje en el día, Zaragoza-Gistaín, con un soberbio madrugón, para presentarme en el valle de Gistaín, con los Sendero Límite ( Maese Julio Benedé, Carlos "Budri" y David Castillo) y Angel Moraga.

Angel Moraga. camino del Fubillons, detrás las suaves pendientes de la zona.


La propuesta es tentadora, conocer una zona nueva para mí, el Tozal de Fubillons, y desde allí intentar Punta Suelza.... sólo los Sendero Límite lo conseguirían.

Desnivel realizado: 1150metros.
Tiempo empleado: 4h 30' incluidas paradas.

Arrancamos desde el pueblo de Gistaín, nada más entrar, tomamos una pista a mano derecha, y sobre buen firme llegamos en 1Km hasta el Merendero de la Cruz de Puyadase, un lugar que por sí solo y sus vistas, merece la visita. 

Merendero de la Cruz de Puyadase, sus vistas, merecen la visita

Como por encargo, en cuanto gira la pista, su buena orientación norte, hace que haya nieve, y salimos desde el coche con los esquís puestos. Empezamos a remontar la suave pista, y aunque se corta por unos pequeños riachuelos en algún punto, no llegamos a descalzarnos.

Jorge Meteo ya nos había descrito la zona hace poco. Ellos fueron a la cota este, mas a la derecha, nosotros en esta ocasión, vamos a la más alta y lejana, el final de una meseta-altiplano. 

Comenzamos a remontar por los campos antes de llegar a cruzar el barranco principal, y vamos ganando altura suavemente, una vez cruzando el barranco, alcanzamos el llano de arriba, junto a una gran cabaña.

Vamos ganando altura suavemente por los bancales.

Alcanzamos el llano superior.



Nosotros nos tiramos hacia el gran repetidor, visible desde abajo, y lo dejamos a nuestra derecha. Si sólo vamos al Fubillons Este, no es necesario subir hacia el repetidor, y en ese caso hay que dejarlo a la izquierda.

Vamos hacia el Fubillons Oeste. Detrás el macizo de Cotiella.

El día se torna gris, pero deja ver la tónica de pendientes suaves y francas.

Cambiamos de vaguada, y tenemos que poner cuchillas un breve tramo para alcanzar el hombro de la meseta final, recorriendo un llano hasta la distante cumbre.

Recorriendo el llano final hasta la distante cumbre, con Suelza al fondo.


Las vistas muy buenas, esfuerzo-recompensa se ve justamente recompensado, y nos ofrece una buenísima esquiada.

Vistas hacia Bachimala y Posets.

Vistas hacia La Punta Maristás, por donde iremos luego.

Vistas hacia Pineta - MontePerdido.

Vistas hacia Punta Suelza, un poco "a tomar por culo" de lejos....

En la cima paramos a comer y hay que tomar una decisión, continuar o volver...

Angel lo tiene claro, tiene prisa y quiere volver pronto, yo aunque con ganas, noto el mes de parón, después de 1000 metros de desnivel el cuerpo me pide un poco más, pero lo que queda hasta Punta Suelza, es un Mucho más. Y cuando las fuerzas escasean, las excusas surgen con facilidad: horario. meteo incierta, no quiero retrasar,...

Finalmente, nos despedimos de los Sendero, Julio, Budri y Castillo, ellos sí marchan para Punta Suelza,


Angel y yo volvemos pero hacia el Collado de la Cruz de la Guardia, con intención de probar a subir a la Punta Maristás. Por desgracia, una nube cubre la zona, dejando gris el relieve, e impidiendo disfrutar como nos hubiera gustado de tan buena esquiada, aún así, gozamos.
Una nube gris nos borra el relieve, pero no el objetivo siguiente.



En la Cruz de la Guardia, ponemos pieles, y tiramos para la Punta Maristás, subimos por el bosque, mas tieso de lo que parecía en principio, y tenemos que salir un poco a la izquierda, para luego volver hacia la arista. 

Toca subir entre bosque, más tieso de lo que parecía,.

Ojo en esta zona con riesgo de aludes...

Terminamos cresteando y llegamos a una primera cota. 





Desde allí ya avistamos la cumbre, y lo que nos queda, un cacho más que entretenido para recorrer con los esquís, así que nos damos por satisfechos.

Nos queda, un cacho más que entretenido hasta la cumbre principal.

Preciosas luces hacia Cotiella.


Desde la cumbre, vemos como nuestros compañeros aún siguen camino de la cumbre...

Los Sendero Límite siguen camino de la cumbre...
 y aunque tiene que parar por problemillas, hacen cumbre a las 15:45. 

,Castillo, Julio y Budri

Disfrutamos de las vistas y nos preparamos para el descenso, ahora con sol.



Tras esquiar sobre buena pendiente entre el bosque, volvemos al collado y desde allí comenzamos un rápido, cómodo y suave descenso hacia el coche, sobre nieve rica, que nos deja correr de lo lindo con giros amplios.



Llegando ya a la pista, nos cruzamos con una pareja de motos de nieve (habituales por esta zona) que molestan con su "ruidera". Pero sin mas incidencia llegamos esquiando hasta el coche.

Preciosa zona, todo un descubrimiento, ideal como zona de iniciación, lástima que esté un poco lejos de casa... pero volveremos, Punta Suelza ha quedado pendiente para otro día...

No en vano, el domingo volvimos de nuevo a Punta Suelza, pero eso ya es otra historia... para la siguiente entrada!!








martes, 25 de febrero de 2014

Punta Suelza por Verdemené

Domingo, 23 de Febrero de 2014 

Punta Suelza por Verdemené (casi).



Con retraso de una semana...

Aunque llevé una semana muy movida y con muchos km en el cuerpo (Miércoles por Riglos, Jueves a Gistaín, Viernes a Teruel a Medievales) e incubando un buen trancazo, tras un sábado de descanso, no puedo resistir la tentación de probar fortuna de nuevo un finde que dan buen tiempo. 




Recluto a Carlos, ya que no estoy físicamente fuerte para ir con los Sendero, y aunque compartimos objetivo, nosotros buscamos una ruta algo mas corta y un recorrido desconocido para nosotros. Mientras ellos repiten por Gistaín, nosotros probaremos Punta Suelza por Verdemené.


Desnivel realizado: 1500m
Tiempo empleado: 6h45' paradas incluidas.

El jueves me pareció ver la pista de Viados limpia de nieve, pero sólo veía el primer tramo, y no está limpia :-(  Así que poco antes de llegar al Puente del Hospital, a la altura del Barranco de Biciele, tras ir rascando un rato la nieve dura en los bajos del coche, decidimos aparcar.

No contábamos con esto....dudamos.... pero después de venir hasta aquí,  habrá que probar...

9:35 Esquís a la mochila y empezamos un porteo de unos 45' minutos, mas de lo que deberíamos, por despiste, seguimos una senda que iba camino del GR que sube a Ordiceto, en lugar de ir hacia el Barranco de Biciele. Cuando vemos que no llevamos el rumbo correcto, rectificamos, damos la vuelta y bajamos hasta las ruinas del Hospital, desde donde esta vez sí, tomamos el camino correcto. Cruzamos por un puente el barranco y vamos remontando por una pista.



Nieve en la pista de Viadós a la altura del Puente del Hospital,


10:30 No tardamos en encontrar nieve, pero hay algunas calvas entre campos, al final nos calzamos los esquís, aunque aún nos tocará hacer algún tramo por hierba.

Hay algunas calvas entre campos...

Foqueo por hierba entre campas

11:05 Una vez entramos en el valle de Verdemené, alucinamos con sus dimensiones, amplitud y belleza. Es enorme, pero no estamos sólos, a lo lejos, casi llegando al collado, vemos a tres mozos que van por delante.



Nos lo tomamos con calma, que la actividad va a ser larga y hay que cubrir mucha distancia.

Poco a poco, trazando alguna zeta para que descanse la cadera, ya que todo es una larga diagonal, vamos ganando metros y recorriendo el valle. 


En el valle de Verdemené, alucinamos con amplitud y soledad.
Carlos en pleno esfuerzo.

12:30 Cuando ya nos queda poco para el collado de Verdemené, y lo tenemos a vista, hacemos un descanso en un estupendo sitio, al sol, sin aire, de los que cuesta arrancar después de lo a gusto que se está.



13:00 Reemprendemos la marcha y alcanzamos el collado...


 Camino del collado. Foto by Carlos.

Vemos que por otra de las aristas, ya están subiendo el grupo de Sendero Límite, nos llevan delantera, y es difícil que los alcancemos, pero vamos subiendo.


Posets enfrente, y del fondo del valle venimos....

Después del collado, remontamos por una ladera algo justa de nieve, sorteando piedras hasta alcanzar un amplio llano. Al pie de la arista final, , con las fuerzas justas. 



Carlos dice que ya ha tenido suficiente, yo continuo....poco más.


Queda casi una hora hasta la cumbre...

Conforme avanzo, las vistas van ganando, y uno se alegra de subir hasta aquí...



Cotiella al fondo, Cruz de la Guardia y Maristas.

Valle de Pineta e Ibones de Barleto.

14:15 Llego al escalón rocoso, donde me cruzo con los tres mozos que vimos al comenzar el día, son de Barbastro. Ellos ya bajan de cumbre, por la mañana dejaron aquí sus esquís y continuaron con crampones hasta arriba.  Los de Sendero Límite están cruzando con los esquís y cuchillas el expuesto tramo final.

Alcanzo a los de Barbastro, preparándose para el descenso, mientras Sendero Límite está cruzando la diagonal.
Al alcanzar el tramo rocoso, dudo..., me descalzo y crampones hasta arriba? Cruzo con esquís y una cuchilla (se me ha roto la pieza de la fijación donde se agarra)? o renuncio por ir con las fuerzas justas?


Los de Barbastro en pleno descenso.

14:30 Al final, aunque estoy muy cerca, tiro la toalla y emprendo el descenso. Me reagrupo con Carlos y vemos como bajan la gente de Sendero Límite desde la cumbre.

Alucinante, sobre todo la bajada de Churla, aquí vista desde arriba, lo veo y se me encoge el corazón al verlo en esa salida helada y expuesta desde cima...


Las rutas de Sendero Límite para el descenso desde la cumbre..

 Churla baja directo desde la cumbre, corta la canal provocando la colada.

 Churla cruza la colada. y disfruta de la pala. Podemos oír sus gritos de placer.

 El resto, desde la cumbre, graban y observan el descenso de Churla.


La bajada del resto del grupo.


14:45 Tras semejante espectáculo, nosotros nos preparamos para lo nuestro. El descenso es largo, y la nieve no llega a estar buena del todo, en unos casos durilla, en otros costreta fina, y por abajo muy pesada y profunda, el sol ha calentado mucho, pero aún así, disfrutamos del descenso, que no sabe a poco.



Largo descenso de placer.




Bordas de Biciele


15:30 Después de apurar un poco por los últimos bancales, nos descalzamos y en 25 minutos de porteo alcanzamos contentos el coche.





Aunque no hayamos hecho cumbre, nos vamos a casa satisfechos, hemos conocido una zona nueva, y eso siempre mola. Para la próxima vez, conviene dormir aquí, desde casa es una soba, y hay que madrugar un poco más. Con más fuerzas, la próxima vez subimos!! Al final este año, como me ocurrió en 2011 también se me resiste Punta Suelza, será por eso que me gusta tanto... pero ya se sabe, no hay dos sin tres...