Páginas vistas en total

viernes, 30 de noviembre de 2018

Encantos del Sobrarbe

Sábado 24 de noviembre de 2018

Rincónes mágicos del Sobrarbe.

Después de esquiar, tenía tiempo para disfrutar de esos rincones tan cucos que nos guarda el Sobrarbe. En esta ocasión, de camino a Linas, me detuve en dos lugares que merecen la visita.

San Vicente de Labuerda y el Escojurandero de Guaso.

A San Vicente se llega cogiendo un desvío de 3km desde Labuerda. Ya antes de llegar uno alucina con las formaciones de margas. Estas margas, de color azulado, son muy típicas del Sobrarbe y provienen del Eoceno (55 mills/años),  Se caracterizan por formar unos estratos que se erosionan con gran facilidad, produciendo unas profundas cárcavas sobre las laderas de los barrancos. 

Además de la paz que se respira en el pueblo, destacan sus vistas hacia la Peña Montañesa, hacia el embalse de Mediano, y sobre todo, su ermita con un pequeño escojurandero restaurado.

Escojurandero de San Vicente de Labuerda










Y de escojurandero, a escojurandero, me voy a ver atardecer desde uno de los más famosos, el de Guaso, cuyas vistas siempre recompensan el esfuerzo de subir hasta lo alto del pueblo.






Colores en Peña Montañesa

El Turbón al atardecer







a

lunes, 26 de noviembre de 2018

Pico de la Aiguillette. Estreno temporada de esquí.

Sábado 24 de noviembre de 2018

Pico de la Aguillette desde la Boca norte del Túnel de Bielsa. Arrancando la temporada.


Inicio la temporada de esquí con más ganas que realidad, pero ya tenía mucho mono de foquear...


Igor llegando al Collado del Aiguillete


A pesar de saber que por Cerler estaba mejor la cosa, (aunque no todo es oro en Benasque, Angel Moraga estuvo por Renclusa y asoman muchas piedras)...


Por encima de los ibones de Paderna muchas piedras. Foto Angel Moraga. 

Mi idea era subir al pico de Piau por la estación de esquí, pero al pasar por el Túnel de Bielsa, veo que bajan tres franceses y les pregunto. Me comentan que está bien la cosa, y que por Piau hay muchas piedras, así que descarto hacer mas km y me quedo en la Boca Norte.
Poco antes de la Boca Sur del Túnel todo recién nevado...


Hacía un par de años que no andaba por aquí, entonces hicimos un recorrido más largo hasta los picos de Barrosa, aunque Jorge y algunos, aún lo alargaron un poco más ese día. 

Mientras me preparo se une Igor que también se apunta a la ruta. La cosa no está boyante pero no tiene mala pinta. Hay una pequeña capa de nieve polvo de unos 10cm y se puede salir foqueando desde el coche. Hace un frío intenso. Hacia el Bataillance y las cascadas hay menos nieve y se ven más piedras. Las cascadas sin formar.


El recorrido sobre una foto aérea de Jorge García Dihinx.


Subimos por la huella de los franceses. Una gélida brisa hace que no sudemos mientras vamos subiendo. Lo que sí hará, además de tapar la huella, es formar una ligera capa de costra que luego nos impedirá disfrutar del descenso como esperábamos.


Salimos foqueando desde el coche.


Los torrentes requieren habilidad para cruzar sin descalzar. Aún están sin cubrir.
Asoma alguna roca pero nada que moleste.

A ratos nieve dura porque el aire se ha llevado la nieve polvo

A ratos unos magníficos centímetros de nieve polvo...
Contraluz de Igor.

A la sombra frío intenso. -2ºC





Vamos al collado en lugar de ir directos al pico, por evitar las cornisas y aprovechando la huella. 





Camino del Collado.



Desde el collado, la cosa está algo expuesta, trazamos un tramo por la arista con cuchillas, y luego volvemos a conectar con la huella en un punto menos expuesto. Al final nos tenemos que descalzar hasta pasar a la vertiente Sur  y ganamos la cima sin más complicaciones.

Justo entonces las nubes nos cubren. pero es algo pasajero. Vemos que por Francia está todo muy pelado, casi seco.


Forzamos con cuchillas por la arista para evitar el tramo expuesto.

Igor que no ha cogido cuchillas opta por el porteo.


El último tramo volvemos a calzar esquís pero será algo efímero...


Tramo expuesto pero que hoy está estable.

Últimos metros a cumbre.



El descenso lo hacemos por el collado , evitando la cornisa por un lateral. La salida tiene su morbo para ser los primeros giros de la temporada. Luego nos espera una capa de nieve abundante, no tan suelta como nos hubiera gustado pero nos deja hacer. Algún revolcón ya nos pegamos. Luego se acaba lo bueno, y nos toca lidiar con una fina costra, y al final solo es bajar como podemos evitando los tramos de nieve dura y las piedras. No fue una delicia, pero tampoco tan malo como hubiera podido ser. Hasta el coche con esquís y sin apenas rayar... estreno no glorioso pero sí aceptable.



Hacia Francia no hay nieve
El Campbiell apenas tiene nieve...  Foto de Igor

Pirámide Gerbats y Troumouse espolvoreado de blanco

Para calentar, a sortear la cornisa...

ambientillo 




Prueba superada...

En el polvo del tramo superior. Foto de Igor

El ratillo que disfrutamos.  Foto de Igor

 Foto de Igor





Hemos estrenado la temporada, que no es poco. Recojo y me voy a seguir disfrutando la tarde por sitios majos antes de dirigirme a Linas, al Último Bucardo, donde esperan amigos y la charla de Javier Camacho al Everest.


El recorrido de hace dos temporadas del Aiguillette a los Picos de Barrosa.

__________________-

El resto de la tarde la aproveché para recorrer algunos rincones mágicos del Sobrarbe...

Rincónes mágicos del Sobrarbe.

Después de esquiar, tenía tiempo para disfrutar de esos rincones tan cucos que nos guarda el Sobrarbe. En esta ocasión, de camino a Linas, me detuve en dos lugares que merecen la visita.

San Vicente de Labuerda y el Escojurandero de Guaso.

A San Vicente se llega cogiendo un desvío de 3km desde Labuerda. Ya antes de llegar uno alucina con las formaciones de margas. Estas margas, de color azulado, son muy típicas del Sobrarbe y provienen del Eoceno (55 mills/años),  Se caracterizan por formar unos estratos que se erosionan con gran facilidad, produciendo unas profundas cárcavas sobre las laderas de los barrancos. 


Además de la paz que se respira en el pueblo, destacan sus vistas hacia la Peña Montañesa, hacia el embalse de Mediano, y sobre todo, su ermita con un pequeño escojurandero restaurado.


Escojurandero de San Vicente de Labuerda

Peña Montañesa dominando el paisaje


El embalse de Mediano al fondo.


De camino a la Ermita con Montañesa y el pueblo de San Vicente al fondo.












Y de escojurandero, a escojurandero, me voy a ver atardecer desde uno de los más famosos, el de Guaso, cuyas vistas siempre recompensan el esfuerzo de subir hasta lo alto del pueblo.

Desde el Escojurandero de Guaso, al fondo Monte Perdido y las Tres Marías
Escojurandero de Guaso, Boltaña y Monte Perdido.



Al fondo Punta Fulsa, Punt Suelza y delante Puntón de las Brujas de Tella.




Colores en Peña Montañesa


 A lo lejos se ve el Turbón ...
Atardecer sobre las cumbres de Ordesa