miércoles, 21 de octubre de 2015

La Cristallère (1.874m.) por el valle de Baralet

18 de Octubre de 2015 

Pic La Cristallère (1.874m.) 
por el valle de Baralet, desde Lamourane (Urdos)



La recompensa al esfuerzo. 



Tras bajar del Montagnon el día anterior, me fui a dormir a Lescun con intención de, según saliera el día, probar fortuna en el Gran Billare (Estebe me había puesto los dientes largos unos días antes) o la vuelta al Tourelles por los Orgues de Camplong, pero la meteo me obligó a improvisar.

La lluvia no apareció hasta temprano por la mañana, en lugar de por la noche que era lo previsto, así que visto que no se arreglaba la cosa, decidí tirar para el sur, con idea de pasar a España, pero al pasar el Fort du Portalet, me dejé llevar por la curiosidad y me metí a conocer una carretera que sube por debajo de la vía del ferrocarril, justo cuando la carretera cruza el río Gave de Aspe.


Me marcho de Lescun ya que el dia no tiene pinta de arreglarse...
Una pena, porque la carretera por Lescun estaba así de chula...


La carretera en cuestión permite entrar al Valle de Baralet, al que le tenía echado el ojo pero no conocía. Al pico La Cristallère, lo tenía fichado para hacer con esquís tras una buena nevada por la vertiente NE, pero en esta ocasión se me ocurre improvisar y probar fortuna. por la vertiente oeste, a ver qué sale...






Izquierda valle de Aspe, en el centro valle de Baralet, y derecha valle de Belonce.Vista en 3D by Google Earth. 


eso de las 10 de la mañana,  llego al final de la estrecha y sinuosa carretera que sube hasta el caserío de Lamourane, un parking antes de su final es el sitio indicado para aparcar, pero sigo hasta llegar a una casa de la Central Eléctrica, donde un cartel indica prohibido el paso, y tengo que volver al parking anterior para dejar el coche.

Esta chispeando, y el cielo no tiene pinta de arreglarse, pero ya que estoy aquí... con una buena dosis de motivación, me pongo mallas, zapatillas y chubasquero y salgo a ver qué pasa, sin mucha convicción, pensando en darme la vuelta si pasa a llover fuerte...

Pero la fortuna se puso de mi lado, y al final tuve una recompensa, creo que merecida, ya que muchos no habrían salido del coche...

Arranco a correr por la pista en ligera subida, junto a la tubería canalizada, llegado al azud donde se desvía el agua a la canalización, empieza la subida y entramos al bosque. Empieza el espectáculo. La pista pasa a ser senda, y se introduce por un precioso hayedo, cuyos colores otoñales avivados por la lluvia,, están impresionantes. 

Sigue lloviendo suave, pero no me importa, es una delicia recorrer este bosque, y se me pasa volando el rato, se acaba el bosque y se adivina el final del valle, con un circo tapado por las nubes. Poco después llego al refugio, justo cuando arrecia a llover. ¡¡Salvado!!

La Cabaña Pacheu, es la edificación principal de unas cuantas, imagino que en verano esta habitada por pastores que venden quesos allí mismo, tiene el típico encanto francés, sencillez pero con mimo y un mínimo de comodidades.

Dentro del refugio, lamento no haber subido ropa, con el plumas y una bolsa de pipas hubiera sido inmensamente feliz!!, por no llevar, no llevo ni agua... 

Justo cuando el frío empezaba a pasarme factura y ya estaba pensando en bajar, satisfecho de sobra con la recompensa de llegar hasta aquí, el tiempo da una tregua, y deja de llover, así que en lugar de volver al coche, sigo para cima a ver si se puede...

Del refugio, la senda sube, y en seguida se cruza el río por un puente. El camino principal conduce valle arriba hacia el Refugio de Arlet, pero yo me desvío a la izquierda, por una senda menos marcada, que cruza el hayedo , a ratos la senda esta más marcada, pero en general hay trazas de ganado, sin ser una camino preciso, pero es fácil intuirlo.

Pasado otro bonito tramo de bosque, corto, me desvío a la izquierda y me acerco a ver otra pequeña cabaña, la Cabaña de Couylaret, cuyo emplazamiento es bien majo, pero la cabaña en sí no mola nada, comparada con la de abajo. 

Vuelvo al camino principal y tiro para arriba, terreno impreciso pero evidente, alcanzo un llano y adivino a la izquierda una evidente brecha-paso por donde irá la senda. El día mejora por momentos, y me animo a correr otra vez. Cuando alcanzo la brecha en cuestión, ya se ve la cima, subidón de motivación, me dirijo al collado, y de allí a la cima. 

En la cima esta el tiempo cambiante, tan pronto chispea, sale el sol, hace aire, pero yo tan feliz, lástima las nubes, porque las vistas merecen la pena, Labigour, Sesques en frente, el valle de Larry, el valle del Aspe, ... habrá que repetir seguro.

Tras una breve pausa inicio un rápido descenso por el mismo camino, ya que no controlaba la bajada hacia el NE.  Sin lluvia, es un placer volver a recorrer el bosque.

En apenas 20' estoy en el refugio otra vez, y en 45' llegando al coche, y eso que no pude dejar de parar cada dos por tres a hacer fotos.

En resumen, un pequeño pico que me sorprendió gratamente, no sé si porque no esperaba mucho ni del valle ni del día y luego me encantó todo. El hayedo me pareció como correr por Ordesa pero sin gente, y las vistas del pico, para los escasos 700m. de desnivel que exige, compensa con creces el esfuerzo.  

Me vuelvo a casa con una sonrisa de oreja a oreja, vaya tres horas bien empleadas, voy a llegar a comer a casa después de aprovechar bien la mañana.





Arranco chispeando a ver qué sale...

Llegando a la toma de agua, empieza la cuesta

Pronto llegaré al bosque y al límite del Parque Nacional., sigue arrojando la lluvia...

Llueve menos y tan chulo...



Menuda delicia correr por aquí...

Me da igual que siga chispeando...














fin del bosque y arrecia la lluvia...

Pero el refugio esta cerca, ¡¡¡Salvado!!!


A cubierto!


 Lástima no tener unas pipas y ropa de abrigo... aunque probablemente en ese caso no hubiera tirado para arriba.


Parece que el cielo da una tregua...

y sigo para arriba...


Abajo queda el refugio y me desvío de la senda principal...

Giro a la izquierda hacia el bosque


Me acerco a ver la Cabaña de Couylaret

No tan buena como la de abajo...

... aunque su entorno no está nada mal.

vuelvo al camino y tiro para arriba.
Más arriba...no llueve, pero no hay garantías de nada....

Adivino la brecha por la que pasa la senda.


Por abajo parece que vuelve a llover...

Alcanzo la brecha...
Y subidón de motivación al ver engañosamente cercana la cima

Por abajo sigue revuelto..


Cruzo los dedos y sigo para arriba. A la vista ya el collado.

Ahora sí que está cerca la cima...


"Vistas" hacia el valle de Baralet por el que he subido.

Hacia el refugio y Labigouer, no se va nada, pero esta chulo.

Hacia el Norte, Lamourane, el punto de partida y el Chemine de la Mature.

Zoom borroso al Chemine de la Mature.

Hacia el Este, el valle de Larry

Caserios de la Pista de Gouetsoule, les Claveries

Tras breve pausa en la cima rápido descenso, ya en la Brecha.





Cruzando el puente antes del refugio.


Vistazo al circo que cierra el valle casi sin nubes.

De nuevo a gozar por el hayedo...





Vistazo atrás para despedirme del bosque.

Ya por la pista...



Ya de nuevo en la captación de agua

De premio final recogí un puñado de castañas en la propia carretera.







4 comentarios:

Estebe dijo...

Joe David!! Como te pasas poniendo esas fotos!!

Conozco la zona de Baralet de hacer una circular desde Lamourane. Pasamos al valle contiguo, remontamos hasta el refu de Arlet, subimos al Arlet y Aillary y bajamos por Baralet. Me parecio muy bonito.

Eso si, mas bonito está en otoño si cabe...

miguel dijo...

Vaya chulada otoñal!!

Un día de invierno con mala meteo subí por ahí con el Luis y fue una embarcada de aupa. De las peores salidas con esquís

Ignacio Barfer dijo...

¡¡Bonita ascensión!! que chula es esa zona del Piri y que poca gente se ve en esos lugares!! Para apuntar...

David dijo...

Hola Estebe! Como nos gustan estos hayedos franceses un tanto olvidados...

Miguel!! Que sorpresa!! Precisamente desde la cima me fijé que se veía la casa de Luis!! Habrá que volver en invierno y con los esquís, para quitar ese mal sabor de boca, y conocer la vertiente NE.

Hola Ignacio! Que cierto! Bonitos y poco transitados lugares, lejos de los picos de 3000m. hay belleza para el que quiera buscarla..
Ya he visto que tú, tras tu formidable viaje a Nepal, también has estado visitando la zona...