jueves, 16 de octubre de 2014

Chemin del Foret de Issaux- El otro Camino de la Madera

9 de Octubre de 2014

Foret de Issaux - Otro Chemin de la Mature  .

Aunque el cielo no pinta excelente, y las piernas protestan un poco del esfuerzo matinal, como no llueve, estoy dispuesto a "amortizar" la gasolina, ya que para mañana no lo dan nada claro, y repito la formula de dos excursiones en un día...


A mitad de verano, visité el Chemin de la Mature, investigando un poco para hacer la entrada del blog, me enteré que había otro Chemine de la Mature, pero éste sin dinamitar el camino en una pared. 

No me queda claro cuál fue primero, si el de Etsaut, o este del bosque de Issaux. Son contemporáneos. El caso es que ambos tuvieron que dar respuesta a la fuerte demanda de madera para los buques franceses, aprovechando que desde Lées-Athass se podían bajar los troncos hasta Bayona. Sorprende leer que entonces llegaron a trabajar hasta 4000 personas, en la actual localidad de Lées-Athas, no llegan a 300 habitantes.
El "Otro" Chemin de la Mature


Para llegar hasta aquí, hay que viajar un poco, ya que esta algo lejos (2h45 desde ZGZ), pero permite descubrir una zona maravillosa, y por la que se llega hasta la Pierre St Martin.
Bajar el Somport, dirección Oloron, pasar el desvió de Lescún, y en seguida, está marcado el desvío a mano izquierda hacia Lées-Athas. Por carretera estrecha y sinuosa, pero deliciosa (siempre que no venga nadie de frente...) se sube hacia el Col de Bouesou (idílico lugar).
Descender por un precioso hayedo, y pasado un cruce que baja por las Gorgues de Lurdios, seguir hacia la Pierre.

La primera pista, por la que yo empecé, no esta indicada, pero la segunda sí, primero con un cartel explicativo unos metros antes, y unos metros después, una barrera que corta la circulación en invierno, es una buena referencia.

En mi mapa francés marcan como interesante hacer un bucle, y así lo hice. Pero después de recorrerlo, no lo recomiendo. Yo salí del primer punto de contacto con la carretera, la 1ª pista desde viniendo del Col de Bouesou. 


Recorrido marcado en mi mapa francés


Me pongo mallas, zapatillas, y chubasquero y cámara en mano me lanzo a correr un poco. Nada mas empezar, paso al modo "andar rápido" menudo costarrón para empezar, joder... el modo andar se alarga mucho mas de lo que me hubiera gustado, pero es que eso no para de subir. Estoy siguiendo una pista de explotación forestal, con varios desvíos, pero la suerte se alía conmigo y voy acertando. 




Punto de partida. 

Subida dura, se impone "modo andar".


Primero dejo a mi izquierda un ramal que sale horizontal por un idílico prado y otra pista vertical, retrocedo a la principal y sigo subiendo. Alcanzo alguna pista horizontal que viene por mi izquierda. Dejo a mi derecha otra que baja. Prosigo y sale otra pista "vertical" que descarto y prosigo por la "principal".



idílico prado que invita a adentrarse, pero no es por allí.






intrincada red de pistas - intuición y fortuna son necesarias.

Barro abundante.


El terreno esta embarrado en muchos trozos y cuesta mucho sortear el barro. No resulta agradable (por eso digo que esta parte no es interesante) estuve a punto de tirar la toalla y dar la vuelta, pero la pista llanea y por fin comienzo a correr.

Empiezo a disfrutar y tras una ligera bajada llego a un claro "Le Cornuau", en el que al fondo, un precioso abeto, domina el claro. Me sitúo en el mapa, (lo llevo fotografiado en la cámara) y compruebo que desde aquí se puede subir hacia La Barlagne (la pista "vertical" de antes iría hacia allí.


Llegando al claro de "Le Cornuau", 

Antigua pista hoy tapizada por hierbas


Desde Le Cornuau, empieza lo bonito, una antigua pista hoy tapizada por hierbas y musgo, llanea y desciende entre hayas, zona kárstica, rebollones, y verde exuberante.



Empieza lo bonito




Zona kárstica muy guapa

Rebollones que dejo para otros...



Inicio un fuerte descenso y llego al cruce. 


Inicio el descenso 




un deleite correr por aquí



Inicio un fuerte descenso y llego al cruce. Por fin una señalización... vengo de Barlagne, y voy a proseguir hacia Coueyloge. Ya no hay sol, pero este último trazo me ha animado, y aunque me toca empezar con una buena subida en "modo andar" la curiosidad me pica.


Por fin un cartel

Dura pero bella subida.




La subida se va suavizando y el entorno mejora todavía más, esta zona si que es guapa, lo mejor del día. Prosigo ensimismado, las nubes bajan, y me envuelve una niebla mágica que le da un aspecto maravilloso. 





Restos de lo trabajadas que estuvieron las pistas para sacar la madera...




La lluvia me saca de mi ensoñación, y me invita a dar la vuelta sin terminar el sendero (no sabía que me quedaba poco para salir al claro donde finaliza esta senda, pero la vuelta la desconocía por completo, y como me esperase otro barrizal, se me iba a hacer tarde..)


Con la gorra y el chubasquero puedo correr a gusto, disfruto mucho y el terreno es mejor por la ruta de bajada, a buen ritmo salir a la carretera apenas me cuesta 20', salgo a la altura de la barrera invernal, solo me queda remontar por la carretera hasta el coche.



la niebla le da más encanto...

De regreso, con la niebla parece más bonito todavía.

La lluvia me saca de mi ensoñación

La carretera y valla invernal





En resumen, 6,4km, con 450 metros de desnivel, y 1h30 andando-corriendo.

Mi track por si a alguien le viene bien....




Lo mejor empezar por la segunda pista hasta su final, y volver por el mismo camino.


En Lourdios-Ichere, o en cualquiera de las otras tres sedes del EcoMuseo del Valle del Aspe, es posible concertar visitas didácticas guiadas para entender mejor la historia de este bosque.  Si sabéis francés, os puede interesar este foro relacionado con el tema.

3 comentarios:

Abel dijo...

Vaya vueltas chulas que te pegas David!! ;-)).....¿pero..., como dejas los rebollones...???

David dijo...

Pues porque voy corriendo y sin bolsa ni cesta, y sobre todo, porque mi chica me trae boletus, y claro.... No hay color!!

Iñaki dijo...

Preciosa ruta para correr!!!